Rumanía

Home Rumanía - DERECHOS DE LA INFANCIA

Niños de Rumanía

Descubriendo los Derechos del Niño de Rumanía

 

Rumanía, incorporada recientemente a la Unión Europea, debe dar más pasos para respetar la Convención de los Derechos del Niño. Muchos rumanos se ven forzados a vivir en la pobreza sin la oportunidad de disfrutar de todos sus derechos.

Índice de Cumplimiento de los Derechos del Niño :
7,89/10
Nivel naranja: Problemas sensibles

Población : 21.9 millones
Pob. de 0 a 14 años :15.5%

Esperanza de vida: 73 años
Mortalidad en menores de 5 años:12‰

1. Situación de los niños

Principales problemas que afectan a los niños en Rumanía

Pobreza

La situación económica de Rumanía es muy mala. Esto explica por qué un cuarto de la población todavía vive por debajo delumbral de la pobreza.

Estas familias afectadas por la escasez, lejos de disfrutar de sus derechos fundamentales, tienen pocas esperanzas de cambiar. Así, los niños de estas familias viven en condiciones difíciles en las que el acceso a la sanidad, educación, etc, están comprometidos.

Trabajo infantil

La pobreza prevalente en las zonas rurales fuerza a muchos niños a trabajar. Aunque se estima que hoy solo un 1% de los niños trabaja, esta cifra es aún preocupante.

Estos niños, dependientes de sus familias, a menudo son obligados a mendigar, limpiar parabrisas de los coches o incluso a trabajar fabricando ladrillos. Estos trabajos son perjudiciales para su desarrollo físico y psicológico.

Estos niños, que con frecuencia viven en la calle, también son víctimas de discriminación. En estas condiciones, tienen pocas esperanzas de encontrar un trabajo mejor y escapar.

Derecho a la salud

Rumanía se enfrenta a una grave escasez de médicos. Las áreas rurales, que constituyen una gran proporción del país, son muy pobres. Los bajos salarios y las condiciones precarias de trabajo en esas zonas empujan a los médicos a trabajar en las ciudades o en el extranjero.

Esta situación tiene terribles consecuencias para la salud de los niños, por ejemplo, las mujeres embarazadas reciben poca atención. Más de 10.000 embarazos por año no son asistidos, lo que explica el gran número de niños que nacen con bajo peso.

Además, esta carencia de médicos y de atención sanitaria hace que los niños rumanos sean vulnerables a muchas enfermedades. Desafortunadamente, esto aumenta el riesgo de muerte de los niños de menos de 5 años. Se estima que el 12% de los niños rumanos mueren antes de alcanzar esa edad.

Violencia contra los niños

En Rumanía se han identificado muchos tipos de maltrato hacia los niños. Este puede ser: psicológico, físico o sexual. La violencia puede ejercerse dentro de la familia o por las autoridades, y se ve como algo “normal” en este país. Se considera que pegar a un niño es una forma de educarlo.

Tráfico de niños

La situación en cuanto al secuestro de niños en Rumanía es catastrófica. Las bandas mafiosas son muy activas en Rumanía. No dudan en reclutar niños, que a veces son entregados por los padres a cambio de dinero. Estos niños a menudo son enviados a Francia, y una vez en París se les dedican a robar parquímetros, entre otras cosas.

Los niños y sus familias temen que estas bandas usen la violencia para hacer cumplir sus órdenes. Los niños están sometidos a este trauma y tienen muchas dificultades para escapar de las bandas y regresar a sus casas.

Además, las niñas también son víctimas del tráfico de personas, que a menudo las conduce a la prostitución. Maltratadas por las bandas, tienen en general poca esperanza de escapar. Sufren traumas psicológicos y físicos de los que es difícil recuperarse.

Derecho a la no-discriminación

El pueblo romaní, a menudo llamados gitanos, está asentado en el Este de Europa; más de 3 millones de ellos viven en Rumanía. A pesar de que son originarios de este país, se producen muchos actos de discriminación hacia ellos.

Este pueblo y sus hijos viven en condiciones de extrema pobreza. Se estima que un 40% vive por debajo del umbral de la pobreza. Como consecuencia sufren muchas repercusiones en su salud física; por ejemplo, tienen una esperanza de vida 15 años menor que el resto de rumanos.

Además, estas personas son víctima de una dura discriminación hacia los niños y los adultos. El acceso a la educación, a ciertos empleos, a la salud y a los servicios sociales está a menudo restringido para ellos.

Derecho a la educación

En Rumanía la educación es obligatoria desde los 6 a los 15 años. Los niños pueden estudiar en colegios públicos o privados, según la elección de sus padres. Debido a la difícil situación económica del país el gobierno ha reducido el presupuesto de educación. Como consecuencia ha descendido el número de profesores. Los bajos salarios y el estatus de los profesores que se está deteriorando, disuaden a los jóvenes de hacerse profesores.

Con el descenso en las estructuras escolares y del profesorado, la calidad de la educación ofrecida también disminuye.

Sólo un 90% de los niños recibe educación. Los niños de familias pobres son los que tienen más probabilidades de verse afectados por este problema, ya que con frecuencia sus padres prefieren quetrabajen en lugar de estudiar.

Derecho a la identidad

La nacionalidad rumana puede trasmitirse cuando uno de los padres es rumano. Sin embargo, en Rumanía los niños no siempre se registran al nacer, y entonces no tienen identidad oficial.

Los niños más vulnerables a este problema son aquellos cuyos padres no tienen documentos de identidad o un hogar en Rumanía. Por su situación ilegal, evitan reconocer a sus hijos ante las autoridades, debido al temor a ser devueltos a sus países de origen.

La situación y el desarrollo de estos niños puede ser límite, ya que sin identidad el acceso a los servicios públicos como la educación, la salud, etc, puede ser muy difícil.

Categoría: / Tags:

— Actualizado: 27 octubre, 2020 — Visitas totales: 12 — Últimas 24 horas: 0 — Conectados: 0